Blogia
- SAL Y AZÚCAR -

ENCUENTROS

ENCUENTROS

Ayer he pasado un día muy agradable en la capital gallega (uséase, Santiago de Compostela) en compañía de mi querida amiga italiana Misia, a la que ya conocí hace unos meses en Madrid (ver Archivo de Marzo) pero esta vez venía acompañada de unos cuantos amigos (una chica y dos parejas, aparte, mi amiga) por lo cual la compañía era más grande y, al mismo tiempo, más agradable... cuando nos despedimos, todos sentimos una penita y una morriña muy grande, pero no sin antes darnos nuestras respectivas cuentas de correo y, sobre todo, la promesa de volver a Roma o a España.

El tiempo no pudo acompañar mejor, un solecito pero con brisa suave, y aunque al principio pinteó un poco, ello dio paso a un día magnífico.

Comimos cosas típicas españolas, brindamos con vino igualmente español y pasamos muchas risas hablando de lo divino, de lo humano y de nuestras vidas; me parecía conocerlos de toda la vida... ellos hablando en un español raro y yo en un italiano bueno pero un tanto oxidado, (debería pasarme unas temporaditas más largas en este país, jeje) lo que me ha quedado de recuerdo ha sido la compañía y sobre todo, demostrarme a mí misma (y a ellos) que me defiendo en esta lengua...

Muchas fotos en la memoria, muchas risas, miradas y detalles que se quedarán siempre grabados en nuestra memoria y en nuestros corazones... y en la imagen que ilustra este post, un panorama del cielo azul y la Catedral compostelana, tomada desde un parque donde compartimos uno de esos tantos momentos inolvidables...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres